viernes, 27 de enero de 2012

Soto (Soto de Campoo)

Una carreta muy original
Salimos temprano de Espinosa de Los Monteros en busca del Nacimiento del río Ebro. Pero, dado que Soto estaba muy cerca y era un lugar que queríamos conocer, decidimos pasar Fontibre de largo y detenernos en este pequeño pueblo. 

Estuvimos muy poco tiempo allí. Lo justo para dar una vuelta, recorrer sus estrechas calles con la furgoneta y tomarnos el tentempié que llevábamos en la mochila. Pero fue suficiente como para empaparnos de su espíritu, suficiente como para apreciar sus construcciones de piedra, sus carreteras de tierra, su tranquilidad, su paz...  De echo durante nuestro paseo tan solo vimos un par de personas. Y es que Soto no tiene muchos habitantes.


Soto, o Soto de Campoo, es un pueblo que pertenece al municipio de Hermandad de Campoo de Suso, en la comunidad autónoma de Cantabria y cuenta con poco más de 100 vecinos. Su entorno es totalmente rural y a esta actividad parecen dedicarse sus gentes dado la cantidad de granjas y animales de la zona. Vimos cantidad de caballos que hicieron las delicias de los niños.

Iglesia de San Martín (S. XVII)

Hay muchas casas que están construidas en piedra y casi todas las vallas también. Durante nuestro paseo  nos encontramos con la parroquia. Se trata de la Iglesia de San Martín, que data del S. XVII. 

Tras dar la vueltecita paramos en el aparcamiento del albergue El Montero. En un principio pensamos que sería algún hotel rural con su bar, su terracita... Así que mandé a mi marido a preguntar, antes de bajar a los niños del coche. Era un sitio perfecto para el cafelito, con mucho espacio para jugar y si ningún peligro, pero... No pudo ser. Aunque normalmente la cafetería está abierta al público y parece que goza de muy buena aceptación en la zona, según nos han contado, ese día estaba cerrada. Por cierto, tendré que mirar precios para otra ocasión porque sus balcones acristalados llenos de flores y el jardín tan cuidado que tenía de encantaron.



Albergue Los Monteros

Terminamos de picar algo en el coche y volvimos hacia atrás, hacia Fontibre. Allí es donde se sitúa tradicionalmente el nacimiento del Ebro, el río más caudaloso de España. Visitar la fuente de donde mana el Ebro y su embalse eran nuestro plan para ese día.

Ah, si queréis ver alguna foto más de Soto os las he dejado aquí.

2 comentarios:

  1. Que pueblecitos mas bonitos tenemos en España, y que pocos conocemos ...

    Ssludos:)

    ResponderEliminar
  2. Tienes toda la razón. Tenemos pueblos casi desconocidos que son una maravilla.

    Gracias por pasarte por verme y por tu comentario.

    Saludos.

    ResponderEliminar

Me encanta saber lo que opináis. Así que... no te cortes y déjame tu comentario. :)